NUESTRO PROYECTO

Origen

Proyecto EMER nace de una situación crítica de emergencias, como consecuencia de un accidente sufrido por uno de los miembros del Proyecto.  Ante esta circunstancia su entorno no supo reaccionar. 

 

Etapa de Investigación

En los momentos de recuperación del accidentado, se inicia una exhaustiva investigación, donde se alerta  sobre el mundo de las emergencias. Es cuando se descubren datos preocupantes sobre los accidentes y lesiones  que más afectan a niños, adolescentes  y gente mayor. Durante la investigación se comprueba que la formación en emergencias mayoritariamente se proporciona a grupos de profesionales, pero… 

 

¿Quién forma a los colectivos más vulnerables y por tanto más propensos a sufrir una situación de emergencia?

 

Es el momento en el que se crea, con el apoyo de toda la variedad de profesionales del sector de las emergencias  el decálogo científico y guión de desarrollo del proyecto.  Siempre con el propósito de proporcionar la base para actuar con seguridad y autosuficiencia ante una situación crítica.

 

Una Formación diferente

Se tiene en cuenta que los colectivos a dirigirse pasan la mayor parte de su tiempo formándose, o están en una edad en la que la capacidad de retener conceptos disminuye, razón por la que la  educación no debía seguir el patrón  tradicional ni tener un formato que produjese una alerta pesimista hacia la propia vida. 

 

Debía ser diferente, dinámico y divertido, para captar la atención, y a la vez interactivo  y ajustado a su lenguaje, para facilitar la asimilación de los consejos transmitidos. De forma, que se incorporasen a su manera de actuar y perdurasen en el recuerdo como un hábito de comportamiento. 

 

Experiencia

Entonces, creímos necesario llevar a cabo una simulación de una de las actividades del proyecto que permitiese extraer los datos suficientes de efectividad e impacto, así como de aceptación de la metodología y las herramientas creadas para la ocasión.

 

El éxito de asistencia y aceptación en marzo del 2010 nos animó a hacer del proyecto una realidad y lo hemos desarrollado en Centros escolares, Hospitales, Congresos Médicos, Colegios Oficiales, Centros de exclusión social, Bibliotecas, etc… donde hemos formado a más de 3000 personas